Aeropuerto contrata perros de terapia para mejorar experiencia de viajeros con ansiedad

 Cinco nuevos empleados recorren desinteresadamente los pasillos de uno de los aeropuertos más transitados del mundo con la esperanza de proporcionar una experiencia libre de estrés a los...

252
252

 Cinco nuevos empleados recorren desinteresadamente los pasillos de uno de los aeropuertos más transitados del mundo con la esperanza de proporcionar una experiencia libre de estrés a los viajeros con ansiedad.

Son los perros de terapia del Aeropuerto de Estambul, siempre dispuestos a ofrecer su apoyo con mimos, caricias y besos.

The Associated Press conoció a Kuki y Alita, dos de los perros que participan en el nuevo proyecto piloto del aeropuerto para aliviar el estrés y la ansiedad de los viajeros.

Todos los miembros de cuatro patas del programa son perros de terapia certificados, adiestrados de forma profesional y preparados para reconfortar a los humanos.

El “Equipo de perros de terapia» funciona desde finales de febrero, luego de meses de preparación y entrenamiento intensivos en los que aprendieron a desensibilizarse ante estímulos de distracción como los sonidos o la gente.

“Tenemos que asegurarnos de que estén seguros y se adapten al 100% a todos los ambientes», dijo Kadir Demirtas, responsable de experiencia del cliente del Aeropuerto de Estambul.

Kuki, un Lagotto Romagnolo, una raza de perro de agua italiana, es el capitán el equipo. Trabaja duro, pero le gustan sus descansos y algunas veces se ausenta de su puesto. Pero no pasa nada.

El veterinario del equipo dice que el temperamento de cada animal dicta sus horas de trabajo cada día.

“Caminan por el aeropuerto con sus guías, que son también responsables de su cuidado», explicó Volkan Arslan.

Los perros, que son empleados del aeropuerto con identificación y uniformes oficiales, tienen horario fijo y trabajan durante las horas puntas, entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde.

Alita, una border collie, es la compañera de Kuki. Su intensa mirada y la dedicación hacia su cuidador llaman la atención, así como su capacidad para apaciguar y calmar los nervios.

“Siempre estamos rodeados de personas que la acarician constantemente», indicó Volkan Gul, el cuidador de Alita, apuntando que ella les ayuda a relajarse.

Los responsables del aeropuerto afirman que ya planean ampliar el proyecto piloto tras la reacción positiva inicial de los viajeros.

In this article